flete-areo-transporte-mercancias

¿Qué es un flete aéreo?

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email

El flete aéreo es un término de suma importancia en el sector logístico, de ahí que queramos explicar su contenido. En Grupo Caliche somos especialistas en transporte aéreo de mercancías, entre otros servicios. La larga experiencia, así como el magnífico equipo que trabaja con nosotros ha permitido que seamos una empresa referente en el sector, así como en la zona donde nos ubicamos.

¿Qué es el flete en el transporte aéreo de mercancías?

Es el precio que tienen que tienen que asumir los importadores o exportadores para el traslado de las mercancías por vía aérea en el plano internacional. Con el paso de los años, este tipo de transporte ha aumentado su cuota de mercado, de ahí la importancia de saber qué es el flete aéreo, así como su forma de calcularlo.

Este tipo de flete no tiene un coste final, ya que influyen una serie de factores que son necesarios tener en cuenta para conocer el valor final.

¿A quién se le paga el flete?

El flete con carácter aéreo se le abona al operador logístico o transitario, ya que este sujeto es el encargado de realizar el procedimiento, tanto operativo como documental. Entre las funciones más importantes de este operador se encuentra la de reservar el espacio que sea necesario, así como todas las gestiones para que la mercancía se transporte desde el inicio hasta el origen.

Estiba IATA

La Asociación del Transporte Aéreo Internacional ha establecido un coeficiente propio de estiba por el cual se obtiene el peso/volumen. Para calcular este coeficiente, hay que multiplicar por 167 el volumen total de la mercancía.

De la cifra que resulte, así como de la cifra del peso bruto total de la mercancía, se obtendrá el coste total que se ha de cotizar. Se elige la cantidad más alta para cotizar el flete de este tipo de transporte.

Cargos básicos en el flete del transporte aéreo de mercancías

A la cantidad resultante según el procedimiento anteriormente explicado, hay que añadirle otra serie de cargos que son fundamentales. Hay que tener en cuenta que estos cargos pueden variar según la aerolínea, no obstante, los más comunes son los siguientes:

  • Fuel o FSC (Fuel Surcharge). Se trata de un recargo que se cobra para cubrir las variaciones que experimenta el precio del fuel que se ha utilizado.
  • IRC (Insurance Risk Charge). Este concepto se aplica en el aeropuerto correspondiente y se basa en conceptos relativos a la seguridad.
  • Banking Charge. Se aplica un porcentaje de un 1 % del cargo total en los fletes y recargos que hayan cotizado en divisas que no sean euros.
  • Ad valorem. Este cargo se aplica cuando el flete se ha calculado en base al valor de la mercancía y no a su peso. Su aplicación está enfocada a transporte de mercancías de carácter de lujo.
  • Mercancías peligrosas. Si la mercancía se caracteriza por ser peligrosa, el coste del flete podría incrementarse hasta en un 25 %.

Otros posibles cargos

El cálculo de los fletes de carácter aéreo no es homogéneo, ya que son numerosos los factores que hay que tener en cuenta. En base a ello, existen otros posibles cargos que, con toda probabilidad, incidirán en el coste final:

  • Pólizas para asegurar el transporte de mercancías, siendo de suma importancia la contratación de las mismas.
  • Manipulación aérea. Se trata de un recargo que se aplica por el manipulado de la mercancía dentro de la terminal aeroportuaria.

En resumen, el flete aéreo es un concepto de suma importancia para el tráfico aéreo de mercancías a nivel internacional. Para solicitar más información, e incluso presupuesto, tan solo hay que contactar con nosotros por los medios indicados en la web.